Tratamiento células madre

90,00

Elija una opción para adquirir su tratamiento:

Quiero comprar ahora y reservar cita en el 93 240 55 11

Prefiero reservar con el sistema de reservas online

Reservar cita

Descripción

Sus múltiples beneficios lo hacen un tratamiento único y exclusivo. Gracias a sus principios activos y la aplicación de distintas mascarillas en una única sesión, conseguimos estimular las células madre para proporcionar una acción de autorrejuvenecimiento de la piel. Es ideal para todo tipo de pieles y edades, pero sobre todo mejora los signos del envejecimiento, normaliza la pigmentación de la piel y es bueno para la menopausia.

1- Estimula las células madre, por lo que es un tratamiento autorejuvenecedor.

2- Es ideal para cualquier tipo de piel y edad y se puede realizar todo el año.

3- Previene y repara.

4- Es un estimulante metabólico y aumenta las reservas de energía (ATP).

5- Contiene resveratrol, que actúa sobre los mecanismos moleculares que intervienen en la longevidad celular.

6- Es un perfecto rellenador de arrugas ya que aumenta el colágeno tipo I.

7-Aporta Isoflavonas, que van a dar lugar a los fitoestrógenos, que mejorarán los signos del envejecimiento. Además, normalizará la pigmentación de la piel y es perfecto para la menopausia.

El tratamiento empieza con una limpieza profunda y la tonificación del rostro. A continuación, se aplica una mascarilla térmica con canela y alga peel que produce calor interno sobre la piel sin dejar ninguna rojez superficial. Tras esta, llega la mascarilla activa oxigenante celular que permite la respiración de la piel.

Seguidamente es el momento del hidrogel fluido, que permite un drenaje y estimula el crecimiento de las células madre. Este fluido cremoso contiene el peptido de guisante que, junto con la remolacha, ayudan a una buena hidratación. A esto se le suma el aceite kendi ,rico en Vitamina Omega3 y Vitamina E, con poder reafirmante. Lo apliacaremos mediante un masaje kobido.

El siguiente paso consiste en aportar más nutrientes mediante una mezcla de aceites como la macadamia y la Manteca de Karité (aceites vegetales). Son propiedades dermoprotectoras a las que se les suman dos activos: uno de la semilla del altramoz, que aumenta la síntesi del colágeno de tipo 1, y el otro es la mezcla de 8 plantas que contiene isoflaumas. Ese da lugar a los fitoestrógenos que mejoran el envejecimiento, normalizan la pigmentación y mejoran el óvalo facial.

El último paso es el de la mascarilla, que se deja actuar durante unos 20 minutos. Se puede elegir entre dos tipos:

– La mascarilla negra: Tiene una base con extractos de algas que proporciona tonificación y estimulación muscular debido al frío. Es una mascarilla que absorbe impurezas y consigue una función de deshecho de la función celular.

– La mascarilla verde tenomerk, tensora: Se trata de una mezcla de extractos de ayas y sustancias minerales con otros componentes como el kiwi (rico en vitamina C) y las semillas de amapola, con propiedades aclarantes, que estimulan la producción de colágeno y elastina.

La duración de este ritual es de 1h y 30 minutos.